33 C
Mérida
miércoles, junio 23, 2021
Inicio Las del Día El cultivo de arroz en Hopelchén, Campeche: perjudicial para sus habitantes

El cultivo de arroz en Hopelchén, Campeche: perjudicial para sus habitantes

La extracción de las reservas de agua y el uso de técnicas agroindustriales provocan desabasto del recurso y otros problemas a las comunidades

Por Ever Chablé, Wilberth Caamal, Oziel Pech y Mariana Beltrán

A diferencia de años anteriores, este 2021 en Hopelchén, Campeche, la cosecha de arroz se realizará en abril. Las inundaciones del año pasado, por la temporada ciclónica, provocó pérdidas totales de más de 150 hectáreas de arroz en la comunidad menonita de Santa Fé, cercana al antiguo camino de San Juan Bautista Sahcabchén.

Pero ese está lejos de ser el principal problema de la zona, sino la base de uno mayor: la explotación de los mantos acuíferos y su uso indiscriminado para la agroindustria que deriva en el desabasto de agua en las comunidades aledañas como Ich Ek, El Poste, San Francisco Suc-Tuc y la cabecera municipal, Hopelchén.

El problema data de hace cuatro años cuando las comunidades de origen menonita iniciaron el cultivo del grano en la región, como lo ha denunciado el Colectivo de Comunidades Mayas de los Chenes.

De acuerdo con miembros del Colectivo, para el cultivo de arroz se requiere extraer agua del subsuelo a través de pozos profundos de donde la extraen durante seis meses, cinco días a la semana, las 24 horas del día. 

Esto equivale aproximadamente -no hay registros oficiales- a 15 mil litros por hectárea al día para inundar las zonas de cultivo de arroz en una región no propicia para su siembra.

En términos de equivalencia: una piscina olímpica necesita dos mil 500 metros cúbicos de agua, es decir que con el agua destinada a los cultivos de arroz se podrían llenar mil al año.

La Comisión Nacional del Agua (Conagua), hasta el 31 de diciembre pasado, había declarado la vigencia de 327 concesiones para uso agrícola y ninguna para uso agroindustrial en la zona de Hopelchén.

Sin embargo, de acuerdo con el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA) -quienes acompañan el proceso legal del colectivo- estas licencias para la explotación de aguas nacionales deberían ser de uso agroindustrial por el sistema de cultivo utilizado.

Además, se carece de información clara sobre el uso que dan las comunidades menonitas al agua, porque los títulos de concesión no lo expresan en su mayoría.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

MÁS POPULAR