22.5 C
Mérida
jueves, agosto 5, 2021
Inicio El Muro Ratifican demanda por homicidio del joven que murió en centro de rehabilitación

Ratifican demanda por homicidio del joven que murió en centro de rehabilitación

El joven de 22 años falleció en un centro de rehabilitación para adicciones; sus administradores evaden exponer las causas

Por Alejandro Moreno Peña

Luego de que Eric Quintal falleciera en circunstancias que siguen sin aclararse durante un proceso de tratamiento contra adicciones en el centro de rehabilitación Vida Yucatán A.C., los padres del joven de 22 años ratificaron una denuncia en contra de los responsables del lugar a quienes consideran responsables del fallecimiento.

José Antonio Quintal Chan, padre del joven, es quien mediante la denuncia exige a la Fiscalía General del estado de Yucatán (FGEY) investigar y determinar la causa de la muerte de Eric, quien falleció en el Hospital General Agustín O´Horán, en Mérida, apenas 12 días después de haber ingresado al centro de rehabilitación.

De acuerdo con Quintal Chan, lo ocurrido a su hijo y la publicación del caso en medios periodísticos, así como una protesta realizada a las puertas de Vida Yucatán A.C., atrajo la atención de otras personas que lo han contactado también para acusar irregularidades o violaciones a derechos humanos en los procedimientos seguidos en ese lugar.

12 días de encierro terminaron en su muerte

Cuando Eric pasó de consumidor habitual de mariguana al uso de la droga conocida como “cristal”, su comportamiento empezó a cambiar, según narró su familia. El joven comenzó a volverse agresivo y paranoico.

La situación fue dialogada entre él y sus padres hasta llegar al acuerdo mutuo de que buscarían ayuda para tratar su adicción. La solución, por recomendación de conocidos de la familia, fue internarlo en el centro de atención mencionado y que se ubica en la calle 34, entre 33 y 35, del fraccionamiento Juan Pablo II, en el poniente de Mérida, al cual ingresó el 5 de mayo pasado.

“Nos engañaron porque nunca nos permitieron conocer las instalaciones ni ver el lugar donde estaría mi hijo”, aseveró el padre del joven, quien lamenta haber considerado que era un sitio seguro y que en una o dos semanas su hijo estaría desintoxicado gracias al tratamiento.

Nery Guadalupe Manzanero Vázquez, madre de Eric, señaló que desde el día en que fue internado nunca les permitieron verlo y que el responsable de Vida Yucatán A.C., Marcos Rosales Guzmán, solo se comunicaba con la familia para pedir dinero que supuestamente era utilizado para estudios clínicos, medicamentos y alimentación.

El ingreso tuvo un costo de dos mil 100 pesos y posteriormente debía cubrir una cuota de mil 600 pesos semanales.

Todo se manejó de forma velada, según contó la madre de Eric. En el centro de rehabilitación pedían el dinero, ella lo entregaba, solicitaba los comprobantes de los gastos, pero nunca le mostraron documento alguno o le dieron un recibo a cambio del dinero entregado.

A los pocos días del ingreso del joven le pidieron una cantidad extra, también supuestamente para un medicamento que tenía un costo de dos mil pesos, pero que Marcos Rosales Guzmán le aseguró que podría conseguir por la mitad del costo, aunque luego le dijo que por administrárselo a Eric entonces le debía otros mil pesos.

Cuando fue a pagar los primeros 500 pesos de ese nuevo pago no previsto, tampoco le entregaron ningún comprobante ni le permitieron ver a su hijo, el cual le indicaron estaría incomunicado de la familia por lo menos durante un mes.

El día 17 de mayo, 12 días después de haberlo internado y cuando le correspondía pagar la cuota semanal y otros 500 pesos del medicamento, la familia recibió el aviso de que Eric Quintal estaba en el Hospital General Agustín O´Horán.

Al llegar al hospital, les informaron que el joven había fallecido a causa de un paro cardiaco durante su traslado desde Vida Yucatán A.C.; luego se enteraron que el joven llegó en un automóvil particular y no en una ambulancia porque nunca hubo un reporte al número de emergencias para notificar que algo le había ocurrido estando en el centro de rehabilitación.

Antes de que le notificaran que su hijo estaba el hospital general, la última noticia que había tenido de Vida Yucatán A.C. sobre el joven fue que, si estaba en buenas condiciones para el 23 de junio próximo –cuando hubiera cumplido 23 años-, la familia tendría permitido llevarle un pastel y convivir un momento con él.

Exigen conocer las causas de su muerte

Los padres de Eric Quintal exigen saber qué causó la muerte de su hijo

Eric fue enterrado el 19 de mayo pasado. Hasta ahora se desconocen las causas exactas de su muerte y quienes son los responsables de lo que ocurrió al joven durante su estancia en el centro de rehabilitación para adicciones.

Por eso ella y su marido José Antonio insisten ante la FGEY para que investigue qué fue lo que sucedió y se castigue a los responsables. Cuando llevaron a Eric a Vida Yucatán A.C., más allá de su problema con la droga, no tenía ningún otro daño físico.

Pero cuando les entregaron el cuerpo de Eric, pudieron ver que tenía señales de maltrato como lesiones en las muñecas, incluida una quemadura profunda.

Nery Guadalupe aseguró que cuentan con testimonios de personas que estuvieron con su hijo y afirman haber visto que lo maltrataban, lo amarraban o dejaban sin comer de forma regular, además que le administraban diazepam tres veces al día.

De acuerdo con la información que obtuvo sobre Vida Yucatán A.C., la madre de Eric señala que en ese centro hay unos 30 jóvenes internados cuyas familias cubren una cuota de 800 pesos semanales que no incluyen los medicamentos y otros gastos que les reclaman cubrir.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

MÁS POPULAR